LOADING

Un día en el Mercado de Jamaica

Tracy Chemaly*

Un día en el Mercado de JamaicaTodos los mercados son distintos. Es algo que yo aprendí cuando fui al Mercado de Jamaica, en la Ciudad de México.  Después de numerosas visitas a los Mercados de Medellín, de Granada y El Chorrito, creía que todos tenían la misma distribución: secciones de frutas, verduras, carnes y otros comestibles, y pequeños ‘restaurantes’ de comida corrida.

Pero entonces encontré el Mercado de Jamaica…

Era un domingo frío y no tenía ganas de hacer mi ruta semanal por Paseo de la Reforma con la Ecobici. Y, también, ¡tenía hambre! Busqué en Internet comida típica mexicana que yo no hubiera probado. Los huaraches llamaron mi atención. Al parecer el mejor lugar para probarlos estaba en un mercado que aún no había visitado. El Mercado de Jamaica, famoso por sus huaraches.

Un día en el Mercado de Jamaica

¿Alguno de ustedes ha comido sopes o tlacoyos? Pues bien, los huaraches son similares, pero su forma es diferente y tiene su nombre por esta forma, que es la misma de las sandalias que se llaman huaraches. Están hechos de una base en forma oval de masa frita con frijoles, y en este plato puedes agregar carne, cebolla, papas, cilantro, nopales, salsa y queso fresco. Se dice que provienen de la Ciudad de México, donde fueron creados en los años treinta del siglo pasado por una mujer que se llama Carmen Gómez Medina, quien se trasladó al Mercado de Jamaica cuando fue fundado en la década de los años 50.

Yo me senté en una mesa con una familia, todos ellos comían huaraches. De hecho, en todas las otras mesas ¡no había una persona que NO comiera huaraches! Mi orden venía acompañada con agua de horchata, una bebida fresca de arroz y canela. Con muchos pulgares arriba de la familia a mi alrededor y tantos sonidos de ‘mmmm’ y ‘aaaaaah’, y palabras como ‘sabroso’, ‘delicioso’ y ‘rico’, terminamos nuestra comida y yo salí del mercado.

Pero, cuando estaba saliendo, vi a una mujer con una planta maravillosa en sus manos. Le pregunté dónde la había comprado y ella me señaló hacia la izquierda. Resulta que el Mercado de Jamaica es muchísimo más que sólo comestibles… Tiene una parte totalmente dedicada a flores y plantas. Dicen que hay 1150 puestos de flores, plantas ornamentales y accesorios.

Un día en el Mercado de Jamaica

Piensen ustedes en flores para bodas, funerales o nacimientos, o plantas para la terraza, la oficina o el florero… Nunca había visto tan bonitos arreglos -de cada color, ¡de cualquier variedad!-. He escuchado que el Mercado de Jamaica tiene más de 5000 tipos de flores y plantas de todo el mundo, incluyendo variedades de todo México, algunas que vienen directo desde el campo. Y, aparentemente, más cerca de la Navidad, tienen una colección muy impresionante de árboles naturales.

Definitivamente voy a regresar para verlos… y, por supuesto, para comer otro huarache.

 

Fuente de imagen: Tracy Chemaly

*Estudiante sudafricana de Cultura mexicana en doce crónicas
  CEPE-CU, UNAM, CDMX


Visiten el blog de la revista, donde podrán escribir opiniones y comentarios de este artículo:
http://www.floresdenieve.cepe.unam.mx/blog/index.php/2018/12/18/un-dia-en-el-mercado-de-jamaica/