LOADING

Viviendo

Viviendo

Naciendo, vi. Creciendo, observé. Estudiando, aprendí. Experimentando, me desarrollé. Decidiendo, progresé. Teniendo miedo, evité. Creyendo, verifiqué. Caminando, pensé. Continúa leyendo...

Cuéntame tu vida, mujer

Cuéntame tu vida, mujer

Nací, lloré, comí, dormí y dormí mucho durante un tiempo. Me enfermé, lloré, aprendí, comencé a hablar, crecí, jugué, descubrí, comí más, hablé mucho. Me transformaba constantemente. Continúa leyendo...

Voces femeninas

Voces femeninas

Los textos que aquí se presentan son producto del trabajo creativo de tres participantes del taller virtual “Voces femeninas” en la UNAM-Canadá durante el otoño de 2020 Continúa leyendo...

La hiena de Querétaro

La hiena de Querétaro

La única conexión que tenía con su vida pasada eran las cartas que recibía de su esposa de vez en cuando. Al principio las abría y leía con la esperanza de que contuvieran pistas sobre sus acciones impensables, pero hacía más de diez años que no había abierto ninguna. Continúa leyendo...

El Camino de Ladrillos Amarillos

El Camino de Ladrillos Amarillos

Llegué a una bifurcación en el camino. No tenía ni idea de cuánto tiempo me quedaba antes de llegar a la Ciudad Esmeralda, pero ya tenía los brazos agotados. Toto empezó a ladrar. Continúa leyendo...

Con sangre la letra entra

Con sangre la letra entra

Hola, aquí estoy de nuevo; desde aquel episodio dejé de venir a ti, pero ahora siento que por fin ya puedo escribirlo. Es que después de esa llamada todo pasó muy rápido. Continúa leyendo...

Mis entrañables

Mis entrañables

Siete años y ya en la playa, viendo el espectáculo de aves del Pacífico, que son tan hermosas e inteligentes; viendo cómo los delfines y leones marinos brincan y saludan con sus grandes aletas. Continúa leyendo...

En buenas manos

En buenas manos

Tengo una mancha de nacimiento entre el meñique y el dedo anular, signo de algo misterioso entre gestos de mano y corazón. Manos de maga. Continúa leyendo...

Al fin, un espacio propio

Al fin, un espacio propio

Mi abuela, mi madre y yo, somos tres generaciones de mujeres que fuimos a la universidad con el deseo de tener éxito en nuestras carreras. Mi abuela fue a la universidad en una época en la que era muy poco común que las mujeres estudiaran. Continúa leyendo...

Sirenas trasnacionales

Sirenas trasnacionales

Escuché un ruido y me apresuré a apagar la luz y a esconderme detrás de la puerta. Traté de ver entre las cortinas de la sala quién llamaba a la puerta; seguro era un vendedor americano o el señor de mantenimiento de la colonia o algún vecino. Continúa leyendo...

Muñeca de nieve

Muñeca de nieve

Tengo ocho años. El frío me parece una cubeta de hielo sobre mi cabeza. A través de mis pestañas rígidas y congeladas, me ciega un sol reverberando sobre bancos de nieve más altos que mi gorra. Estoy perdida. Continúa leyendo...

Diario hacia atrás

Diario hacia atrás

Acabo de terminar mi clase de español con las chicas. Aunque tienen voces femeninas muy fuertes, tengo miedo de asustarlas con mi propia voz,... Continúa leyendo...